PC industriales con mayor rendimiento y más compactos

Rockwell Automation presenta equipos compactos que ofrecen mayor rendimiento y flexibilidad y diseñados para soportar entornos digitales adversos.

Los PC industriales deben tener unas características específicas para ofrecer rendimiento adecuado a las necesidades de los usuarios. Rockwell Automation, una de las firmas especializadas en el desarrollo de este tipo de dispositivos, acaba de anunciar la disponibilidad de los nuevos PC y clientes ligeros con mayor rendimiento más compactos, duraderos y flexibles.

Los PCs y clientes ligeros VersaView 6300 caben en la palma de la mano, lo que los convierte en los ordenadores industriales de Rockwell Automation más pequeños hasta la fecha. Su compacto diseño puede ayudar a los usuarios a obtener un valioso espacio en el panel y reducir costes.

Estos equipos también están diseñados para soportar entornos industriales adversos. Por ejemplo, cuentan con un disipador de calor incorporado, pueden operar en temperaturas de operación de 0 a 50° C, y están protegidos frente a golpes y vibraciones. Además, están diseñados con conexión reducida y sin partes móviles para mejorar la confiabilidad.

“Estos nuevos PCs y clientes ligeros son los primeros de la familia de ordenadores industriales Allen-Bradley VersaView 6300, y aprovechan los diseños y la tecnología de nuestra adquisición de ASEM a principios de este año”, explica Dan DeYoung, director comercial de hardware de Rockwell Automation. “Los diseños únicos de la familia VersaView 6300 proporcionan un grado muy alto de durabilidad para entornos industriales en una plataforma asequible y flexible”.

Los clientes ligeros están preparados para ThinManager, lo que significa que pueden ejecutarse en un sistema operativo Windows 10 IoT o hacerlo en el entorno ThinManager, convirtiéndose así en clientes ligeros. Esta opción de doble uso ofrece a los usuarios nueva libertad y flexibilidad como:

· La capacidad de instalar las aplicaciones desde un servidor central o un PC local utilizando un producto, lo que puede simplificar la cadena de suministro de una empresa.

· La opción de cargar aplicaciones desde un PC si falla el servidor central, lo que puede mejorar la disponibilidad.

· La capacidad de usar un PC primero como HMI para una máquina independiente, después como un cliente ligero para una serie de máquinas conectadas o, finalmente, como un agregador de datos para recopilar y compartir datos operativos.

Fuente: channelpartner.es

 

Artículos Relacionados

DEJA UN COMENTARIO:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.