La nube seguirá siendo clave en el futuro de las plataformas ERP

Pero también otras tecnologías impactarán en el futuro de ERP para pymes, incrementando su inteligencia, su capacidad de automatización y sus opciones de movilidad.

La nube seguirá impulsando la evolución de los aplicativos ERP. Y, sobre todo, seguirá acercando estos sistemas a empresas y organizaciones de todos los tamaños, incluidas las micro-pymes, cuyo nivel de actividad, lo requiera. Pero otras tecnologías, también, impactarán en el futuro de los sistemas de gestión empresarial para pymes, incrementando su inteligencia, su capacidad de automatización y sus opciones de movilidad. La próxima generación de ERP facilitará también la integración con otros aplicativos complementarios.

La evolución de las plataformas de recursos empresariales en los últimos 10 años ha estado marcada por la eclosión de la nube y las múltiples posibilidades de acceso a la tecnología que proporciona el cloud para todo tipo de organizaciones. Sin duda, la nube ha sido clave también para acelerar el desarrollo de soluciones más potentes y funcionales y ha marcado la evolución de toda una década.

La nube seguirá siendo determinante en el futuro. Ahora bien, si miramos 10 años hacia adelante, las nuevas plataformas ERP serán aún más inteligentes y analíticas y presentarán niveles de automatización, también más elevados. Es decir que, seguirán la línea evolutiva de los últimos años e introducirán, además, tecnologías que aún hoy siguen siendo teoría en la mayoría de las soluciones actuales, como la Inteligencia Artificial o el Machine Learning.

En una organización como la nuestra, con más de 40 años de historia, es emocionante ir descubriendo cómo va evolucionando la tecnología. En nuestro caso, además, nos sentimos partícipes de esa evolución ya que hemos contribuido al desarrollo de soluciones “construidas” al albur de la tecnología más innovadora, pero también, en base a tecnología propia que hemos ido diseñando e incorporando a nuestras soluciones para responder a las necesidades de un entorno tan concreto y vulnerable como es el de las pymes.

Proyectando a futuro cómo serán los aplicativos ERP, apuntamos a una mayor integración. Es decir, un nivel de conexión mayor que permitirá comunicar e integrar aplicativos tecnológicos de todo tipo. Hablamos de aplicaciones más abiertas que impulsarán el abordaje de una transformación sistémica, aunque cada área funcional pueda operar con herramientas distintas. La coalición de ERP y otras soluciones tecnológicas dará lugar a una gestión mucho más inteligente, proporcionará información en tiempo real y, en términos generales, implementará procesos mucho más eficientes y rentables.
Por otro lado, y, a pesar de las barreras culturales y de la necesidad de implementar nuevos cambios, la Inteligencia Artificial empieza a abrirse paso para agregar nuevas funciones de aprendizaje automático en los aplicativos ERP. En este sentido, los ERP en la nube generan gran cantidad de datos por lo que es previsible que, en el futuro, la IA forme parte de los sistemas de gestión de recursos empresariales como una característica estándar. Pero, para ser sinceros, creo que aún nos queda bastante tiempo para que esto ocurra. Eso sí, será algo revolucionario ya que los datos, se convertirán, de verdad, en una ventaja competitiva, dotando a la organización de nuevos conocimientos y proporcionando a sus directivos, mandos intermedios e, incluso, operarios, datos relevantes para apoyar la toma de decisiones, incluso, sobre la forma de realizar tareas concretas del día a día.

En todo caso, en los próximos años se incrementará el flujo de datos críticos, a menudo, provenientes de la nube, por lo que el cloud seguirá marcando la evolución a futuro en el entorno del ERP. Así pues, con la nube como la plataforma elegida para operar el ERP es previsible que destacarán aquellas soluciones que incorporen gran cantidad de servicios diferenciales y, muy importante, que incorporen API como elementos diferenciadores, porque ofrecerán nuevos modelos de implementación, integración e, incluso, personalización de las soluciones ERP sin incrementar los costes. Y, en todo caso, aquellas soluciones que impulsen la gestión basada en Data Driven para marcar la diferencia respecto a los competidores.

Fuente: diarioti.com

 

Artículos Relacionados

DEJA UN COMENTARIO:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.