Director de la CIA menciona a los piratas informáticos rusos en conversaciones en Moscú

  • Los ciberataques alimentan la tensión en los lazos entre Estados Unidos y Rusia
  • Burns se reúne con altos funcionarios de seguridad en un viaje poco común
  • Estados Unidos incluye en la lista negra a una empresa rusa de ciberseguridad

El director de la Agencia Central de Inteligencia de Estados Unidos, William Burns, planteó el tema de los ciberataques rusos durante una rara visita a Moscú, donde se reunió con altos funcionarios de seguridad, dijeron tres fuentes a Reuters.

El viaje sigue a una cumbre en Ginebra en junio, donde el presidente estadounidense Joe Biden presionó al presidente ruso Vladimir Putin para que actuara contra los grupos de ransomware que atacaban a empresas e infraestructura en Estados Unidos, y Moscú acordó públicamente rastrear a los ciberdelincuentes.

«La ciberseguridad fue uno de los temas», dijo una fuente cercana al Servicio Federal de Seguridad de Rusia (FSB), y agregó que Burns presentó evidencia de la participación de piratas informáticos rusos en los ataques.

Un funcionario estadounidense familiarizado con las actividades de inteligencia y otra fuente de ciberseguridad rusa confirmaron que la piratería fue uno de los temas planteados por Burns.

Su viaje es el último de una serie de contactos de alto nivel que muestran que ambas partes quieren seguir hablando a pesar de la desconfianza mutua y una larga lista de disputas que han hundido las relaciones a mínimos posteriores a la Guerra Fría.

El director de la CIA, un hablante ruso y ex embajador en Moscú, sostuvo conversaciones el martes con Nikolai Patrushev, secretario del Consejo de Seguridad de Rusia y exjefe del FSB.

El miércoles, Burns se reunió con el jefe del Servicio de Inteligencia Exterior de Rusia (SVR), Sergei Naryshkin, y los dos discutieron la cooperación entre Estados Unidos y Rusia en la lucha contra el terrorismo internacional, informó la agencia de noticias Interfax.

«El diálogo a este nivel y sobre temas tan sensibles es extremadamente importante para las relaciones bilaterales y para intercambiar puntos de vista sobre los temas que tenemos», dijo a la prensa el portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov.

El viaje de Burns coincidió con acontecimientos en ambos países que destacaron sus tensiones sobre la ciberseguridad, donde no se ha informado de avances desde la cumbre Biden-Putin en junio.

El miércoles, el Departamento de Comercio de EE. UU. Agregó a la empresa rusa de ciberseguridad Positive Technologies, que ha estado bajo sanciones desde abril, a su lista negra comercial, diciendo que traficaba con herramientas cibernéticas utilizadas para obtener acceso no autorizado a redes informáticas.

El martes, Rusia, que propuso entregar a los ciberdelincuentes si Washington hacía lo mismo, detuvo brevemente en San Petersburgo al ex hacker bielorruso Sergei Pavlovich, quien es buscado por Estados Unidos y vive en Rusia.

Pavlovich dijo en un video de YouTube después de su liberación que había sido detenido debido a una notificación roja de Interpol y liberado porque Rusia y Estados Unidos no tienen un acuerdo de extradición. El departamento de policía de San Petersburgo declinó hacer comentarios.

Reporte de Maria Tsvetkova y Anton Zverev; Información adicional de Mark Hosenball en Washington y Gleb Stolyarov, Maxim Rodionov y Alexander Marrow en Moscú; Edición de Mark Trevelyan y Jonathan Oatis
Fuente: reuters

Artículos Relacionados

DEJA UN COMENTARIO:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.