De la necesidad a la oportunidad: la siguiente etapa en la transformación digital

En VASS saben que una experiencia digital es lo que otorga un valor diferencial a las empresas.

Es un hecho que la transformación digital de las empresas es una necesidad y más ahora si cabe. Inmersos todavía en una pandemia mundial cuyo final se atisba lejano, lo que han puesto de manifiesto estos duros meses de confinamiento y escasa movilidad física es que las compañías que mejor se han adaptado a la nueva situación han sido las que ya eran maduras desde el punto de vista digital.

Ellas han podido hacer frente mejor que nadie a las exigencias del nuevo consumidor 360 que, a cualquier hora y lugar, desde cualquier dispositivo conectado, demanda un producto o servicio. Esta evidencia debe servir para apostar más que nunca por hacer de las empresas aliadas de este nuevo tipo de cliente, que ya no demanda sólo calidad sino personalización en su oferta, eficacia y agilidad. Y ahí es donde están las oportunidades y el éxito.

En VASS sabemos que lo que prima en una experiencia digital es aquello que otorga un valor diferencial al cliente y que puede ser, desde una entrega rápida el mismo día o en pocas horas, hasta una política de devolución clara y segura, pasando, cómo no, por la hiperpersonalización de la experiencia digital. Pero son muchas las empresas que no están preparadas para iniciar y culminar con éxito esta transformación digital; de ahí que nuestra labor consista en simplificar al máximo sus procesos y hacerlos accesibles en cualquier momento y lugar.

‘Complex made simple’ nuestro nuevo lema refleja nuestra forma de trabajar desde nuestro nacimiento hace 21 años, hacemos sencillo todo el proceso de transformación digital, conocemos profundamente el negocio de nuestros clientes y no solo resolvemos problemas o retos, nos anticipamos a ellos y potenciamos el alcance del negocio de nuestros clientes con una visión end to end digital. Estamos en constante movimiento, con la mirada puesta en las últimas tendencias y nuevas herramientas para así potenciar el alcance de los proyectos.

La Banca entendió hace ya tiempo que tenía que adaptarse a un nuevo modelo en el que la confianza no se basaba en ir presencialmente al banco, sino en ofrecer los servicios a sus clientes dónde, cuándo y cómo ellos quisieran. Con nuestra colaboración, Unicaja se ha transformado digitalmente tanto por fuera (con una nueva web adaptada a las necesidades de todos sus clientes, sean nativos digitales o no) como por dentro (con una optimización total de sus procesos).

El Grupo Pichincha, nos retó a crear un banco online en solo 6 meses y donde sus clientes fuesen autosuficientes para realizar su operativa del día a día, aun cuando fuera posible asistir a la oficina. Pibank es hoy una realidad gracias a las soluciones tecnológicas que les ofrecimos y al proyecto específico de diseño de customer journeys que realizamos para asegurar al usuario final la mejor25 experiencia digital posible.

Son sólo dos ejemplos de que la aplicación de las últimas tecnologías y los adecuados procesos digitales aseguran el éxito.

Fuente: computing.es

 

Artículos Relacionados

DEJA UN COMENTARIO:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.