Red Hat ofrece edge computing con kubernetes y automatización

La compañía ha anunciado nuevos productos y funcionalidades para ayudar a las empresas a lanzar sus estrategias de edge computing construidas en un entorno abierto de nube híbrida.

características de Red Hat OpenShift y Red Hat Advanced Cluster Management for Kubernetes permiten a las organizaciones abordar las necesidades de la exigentes cargas de trabajo edge, como el uso de la inteligencia artificial (AI) y el maching learning (ML) en los casos prácticos de la fabricación industrial, lo que permite gestionar y escalar de forma más fluida los entornos de nube híbrida desde un único punto.

A medida que el volumen de información, el número de dispositivos y las nuevas tecnologías siguen aumentando, las organizaciones están constatando los beneficios del edge computing. Según una encuesta realizada por Analysys Mason, el edge computing es una prioridad estratégica para muchos operadores. Un 30% de ellos está en procesos de despliegue de un edge cloud mientras que el 57% está en este momento perfilando sus planes para hacerlo el próximo año.

El edge computing ayuda a las organizaciones a escalar su infraestructura, soporta nuevas aplicaciones latency-sensitive y fomenta la innovación gracias a la perspectiva de información que se puede obtener al procesar los datos más cerca de la fuente. Esto crea la necesidad de que la informática se mueva de los centros de datos centralizados a instalaciones lejanas y distribuidas. Esto significa que los procesos, incluido el procesamiento y análisis de datos, a menudo deben realizarse más cerca del productor o consumidor de los datos, en lugar de en un centro de datos central evitando así la latencia, las limitaciones de ancho de banda y otros inconvenientes. Las tecnologías flexibles, escalables y seguras son la clave del éxito del edge computing y, en opinión de Red Hat, constituyen un perfecto caso práctico para Kubernetes empresarial.

Kubernetes está diseñado para escalar y expandirse a través de entornos diversos, proporcionando la misma consistencia operativa en el edge como lo hace en la nube. Los estándares abiertos de los que nace Kubernetes ofrecen un alto nivel de interoperabilidad y compatibilidad con los sistemas tradicionales de centros de datos core, mientras que la naturaleza flexible del motor de orquestación de contenedores significa que puede servir como plataforma de lanzamiento para las últimas innovaciones.

Red Hat cree que Kubernetes y sus tecnologías de soporte proporcionan una perfecta combinación de potencia, seguridad e innovación para el edge computing, lo que se pone de manifiesto en las últimas versiones de Red Hat OpenShift y en el reciente lanzamiento de Red Hat Advanced Cluster Management para Kubernetes.

Expandiendo la nube híbrida abierta al Edge

Red Hat ofrece un portfolio potente y escalable de tecnologías de nube híbrida abierta, desde la plataforma empresarial líder de Linux con Red Hat Enterprise Linux a una de las plataformas empresariales líderes de Kubernetes con Red Hat OpenShift. Con nuestro portfolio de Middleware y herramientas para desarrolladores, Red Hat proporciona funcionalidades nativas en kubernetes para el desarrollo de aplicaciones edge orientadas a eventos, rápidas, ligeras y escalables con agregación, transformación y conectividad de datos. Las mejoras actuales de estas soluciones refuerzan la capacidad de Red Hat para dar soporte a una amplia gama de despliegues edge, con el respaldo de un extenso ecosistema de partners de hardware, software y servicios que cuentan con certificación.

Las nuevas prestaciones de Red Hat dirigidas a los casos prácticos de edge incluyen:

?       Soporte 3-node cluster con Red Hat OpenShift 4.5, permite que todas las funcionalidades de Kubernetes que las empresas necesitan para las redes Edge estén disponibles en entornos más pequeños. Fusionando nodos master y worker en clusters de 3 nodos se reduce el tamaño del despliegue de Kubernetes sin comprometer sus funcionalidades, haciéndolo ideal para los entornos edge que tienen limitación de recursos, pero que al mismo tiempo necesitan las amplias  características de Kubernetes.

?       Gestión de miles de nodos edge con Red Hat Advanced Cluster Management para Kubernetes junto con el resto de los entornos a través de una única visión consistente en toda la nube híbrida, haciendo que las arquitecturas edge de gran escala sean manejables, consistentes, seguras y cumplan los estándares de los centros de datos.

?       Evolución del sistema operativo para satisfacer las demandas del edge con Red Hat Enterprise Linux, respaldado por la larga trayectoria de la plataforma en la ejecución de cargas de trabajo remoto.

Fuente: datacentermarket.es

 

Artículos Relacionados

DEJA UN COMENTARIO:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.