Las videollamadas en Zoom, un soluble peligro de privacidad

Han surgido varios escándalos de seguridad en torno a la aplicación, pero algunos podrían solucionarse con tecnologías de administración de acceso privado.

La actual pandemia global está dejando situaciones extrañas. Plazas como Sol, Times Square o La Fontana de Trevi están vacías porque la gente está confinada en su casa. Mucho tiempo. Tanto que los  vaivenes de humor son recurrentes en todos los hogares. Como vaivenes de humor, es la actual situación de Zoom.

La aplicación de videollamadas, destinada principalmente a empresas, ha aumentado exponencialmente su número de usuarios estos días debido al incremento de personas que ahora se ven forzadas a trabajar remotamente desde sus domicilios. En los últimos tres meses han pasado de 10 millones de usuarios a 200.

Pero, como esas personas confinadas, también experimentará vaivenes. Y es que, junto a ese crecimiento de popularidad, también ha llegado un agujero de privacidad.

Vulnerabilidades

La realidad es que Zoom ha estado en centro de atención varias ocasiones debido a que no siempre ha sido una aplicación fiable en términos de seguridad. A mediados del año pasado destacaba porque exponía a sitios web maliciosos las cámaras de los ordenadores MAC.

Estos días ha vuelto a subir a la palestra porque los usuarios de Windows eran vulnerables a los ciberataques y porque, tal como informa The Washington Post, la privacidad de miles de usuarios ha quedado en papel mojado. Desde el periódico estadounidense señalan que las conversaciones se encontraban sin cifrar y que, por tanto, las grabaciones estaban expuestas a una búsqueda en Internet. El diario informa por medio de un ex analista de la NSA, quien cuenta que había visto cerca de 15.000 archivos de índole privada buscando con la nomenclatura común con la que quedan guardadas las grabaciones.

Correcciones

La aplicación ha perdido la confianza de muchos usuarios, entre los que destaca Elon Musk. Sin embargo, empiezan a aparecer soluciones. Desde la empresa de ciberseguridad CyberArk dan instrucciones.

David Higgins, director técnico de la compañía, explica que la vulnerabilidad en Windows podría paliarse con tecnologías de administración de acceso privado: “Si se produce el ataque, este tipo de tecnologías limita el daño, pues ayuda a proteger los datos y los sistemas críticos de los atacantes”.

El experto añade que “es importante que reexaminemos nuestras medidas de seguridad, conocer el peligro de hacer clic en enlaces o trabajar con Wifi insegura”, puesto que “no es extraño que herramientas de videoconferencia como Zoom, que nos están ayudando a todos a mantenernos conectados estos días con el trabajo, la familia y los amigos, se estén convirtiendo en objetivo principal para los atacantes”.

Fuente: cso.computerworld.es

 

Artículos Relacionados

DEJA UN COMENTARIO:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.