Facebook será investigada en Europa por su última brecha de datos.

El DPC, organismo regulador de varias multinacionales estadounidenses con sede en Dublín, tratará de determinar si la compañía ha actuado en los últimas semanas con arreglo al Reglamento General de Protección de Datos.

El principal regulador de la red social en Europa, el Comisionado de Protección de Datos (DPC, por sus siglas inglesas) de Irlanda, ha iniciado una investigación sobre el último ataque que la compañía reveló la semana pasada y que ha afectado a 50 millones de usuarios.  Se trata, incluso teniendo en cuenta los precedentes, que son ya varios en la historia del gigante de Internet dirigido por Mark Zuckerberg, de una de las peores fallas de seguridad que ha sufrido la empresa.

De este modo, ha asegurado el DPC, se examinará el cumplimiento de Facebook con sus obligaciones en virtud del Reglamento General de Protección de Datos (GDPR) para implementar medidas técnicas y organizativas adecuadas para garantizar la seguridad y la protección de los datos personales que procesa. Bajo esta nueva normativa, violar las leyes de privacidad puede derivar en multas de hasta el 4% de los ingresos anuales de la compañía, con un límite de 20 millones de euros.

El DPC, que regula una serie de multinacionales estadounidenses con sede en Dublín, ha confirmado que Facebook ha ido informando de su propia investigación interna y que está tomando medidas para mitigar el riesgo potencial para los usuarios.

Fuente: cso.computerworld.es

 

Artículos Relacionados

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.